Ésta es la carta para Trump que firman Facebook, Google y Apple

El Financiero.

Ciudad de México. Empresas estadounidenses entre las que figuran Facebook, Microsoft, Google, Apple y Amazon.com están haciendo circular una carta abierta para el presidente Donald Trump, en la que expresan su preocupación sobre su reciente decreto sobre la inmigración y ofrecen ayuda para mejorar ésta y otras políticas, según fuentes relacionadas con el asunto.

Otras empresas implicadas serían compañías de los sectores de las finanzas, las manufacturas, la energía y los bienes de consumo. No está claro aún qué empresas aceptarán firmar la misiva.

El objetivo es publicar la carta abierta esta semana, ha revelado una de las fuentes, que ha pedido no ser identificada porque las conversaciones son privadas. Aún se están efectuando cambios en el documento, y es posible que no se llegue a publicar.

“Compartimos su meta de asegurar que nuestro sistema de inmigración cumpla con las necesidades de seguridad actuales y mantenga a salvo a nuestro país”, dice un borrador de la carta obtenido por Bloomberg News. ” Sin embargo, nos preocupa que su reciente orden ejecutiva afecte a personas con visado que trabajan mucho aquí, en Estados Unidos, y que contribuyen al éxito de nuestro país”.

La iniciativa responde a la firma de Trump de una orden ejecutiva el viernes pasado, que prohíbe la entrada a refugiados e individuos procedentes de siete países de mayoría musulmana. Los ciudadanos de Irán, Irak, Libia, Sudán, Somalia, Siria y Yemen tendrán prohibida la entrada a Estados Unidos durante 90 días, mientras el Gobierno determina qué información necesita para admitir con garantías a los visitantes.

Portavoces de Facebook, Google y Microsoft han declinado comentar. Amazon no tenía comentarios de carácter inmediato, y no ha sido posible contactar con Apple.

El borrador también afirma que “la compasión de nuestro país es parte de lo que lo hace excepcional”, y continúa ofreciéndose a ayudar a la Administración a encontrar formas de crear un escrutinio riguroso sin llegar a una suspensión total de los programas de refugiados de Estados Unidos.

Las empresas también han brindado su ayuda a la hora de resolver el estatus de los 750 mil denominados “soñadores”, inmigrantes indocumentados que entraron en Estados Unidos cuando eran niños, y que se encuentran bajo el programa de Acción Diferido para los Llegados en la Infancia.

El programa, creado por el ex presidente Barack Obama en 2012, ha permitido que más de 700 mil personas obtengan permisos de trabajo de dos años renovables.

Las compañías destacan que contratan “a la vez a miles de estadounidenses y a algunas de las personas extranjeras con más talento, que trabajan juntos para ayudar al éxito de nuestras compañías y a ampliar nuestro número de empleados”.

La carta concluye pidiendo al presidente Trump que use a estas empresas como “un recurso para ayudar a conseguir unas políticas de inmigración que, al mismo tiempo, apoyen el trabajo de los negocios estadounidenses y reflejen los valores nacionales”.